Datos que se convierten en historias: Periodismo de Datos


El “periodismo de datos” es una nueva modalidad periodística basada en el análisis de muchos datos públicos para desentrañar cómo es la realidad en un contexto determinado.

El “periodismo de datos” es una nueva modalidad periodística basada en el análisis de muchos datos públicos para desentrañar cómo es la realidad en un contexto determinado.

Vivimos en plena sociedad de la información. Hay muchos datos disponibles e internet es la herramienta –por excelencia- que tenemos hoy para saber qué pasa en el mundo. Eso es todo un reto para los periodistas. En esa sociedad interconectada, el periodismo va extendiendo sus fronteras y emerge el periodismo de datos.  

Paúl Mena Erazo, profesor de la USFQ de periodismo multimedios y corresponsal de la BBC en el Ecuador nos explica de qué se trata: “básicamente lo que busca es trabajar con estos grandes archivos de información y de ahí extraer historias periodísticas, mapas, textos multimedia que le permitan al lector entender más el proceso”.

El periodista tiene que analizar esos datos que están contenidos en las páginas web de las instituciones públicas que -conforme manda la ley de transparencia- deben exhibir su información. Allí se debe analizar y depurar esa información para llegar a comprobar o no, una hipótesis. Grandes medios internacionales aplican ya el periodismo de datos. En el Ecuador apenas está empezando.

“La Universidad San Francisco de Quito – afirma Mena- es la primera en desarrollar una clase específica de periodismo de investigación y de datos . He estado a cargo de desarrollar una metodología para que los estudiantes aprendan a manejar datos con herramientas que van desde Excel, extracción de datos que están en la web, o en formatos PDF, así como trabajar en la visualización de datos”.

Arturo Torres editor de investigación y datos de El Comercio nos comparte un ejemplo: un mapa de la ubicación de los médicos especialistas en el Ecuador. Esta investigación se hizo a partir de datos del Ministerio de Salud Pública y del Inec, los cuales fueron filtrados y depurados para llegar a una conclusión.

“Solamente Pichincha y Azuay cumplían con las estandarizaciones de la OMS que dicta tener 26 médicos por cada 100 mil habitantes, esa es una de las conclusiones, la mayor parte de las provincias no tienen médicos suficientes”  asegura Arturo Torres.

El periodista aquí no trabaja solo. La investigación de datos es un trabajo multidisciplinario de periodistas, informáticos y los animadores multimedia o infógrafos quienes tienen la responsabilidad de convertir esas historias en herramientas entendibles para el público.

“Recuerdo uno de la BBC en donde tienes un mapa de todo el Reino Unido y por colores puedes ir viendo los accidentes de tráfico en cada ciudad” nos comparte Paúl Mena Erazo, quien desde la USFQ está dando un marco académico a esta nueva dimensión del periodismo.

“Además de desarrollar e impartir la clase de periodismo de datos, mi aporte académico también ha sido reflexionar sobre cómo iniciarse en esta rama y para eso he venido publicando trabajos académicos, papers, que he tenido la oportunidad de presentar dentro y fuera del país. También en el 2014 se presentó el Manual de Periodismo de Datos Latinoamericano, que es un trabajo en el que han contribuido periodistas y programadores de diversos países del mundo. Yo en representación de Ecuador estuve a cargo de una de las reflexiones académicas del tema”.

El periodismo de datos más allá de ser un análisis sistemático de datos públicos, es una poderosa herramienta para construir una cultura de transparencia y democracia.

Imágenes